Hacia el S. VII se vive unaq época llena de zozobra política e incertidumbre que hacían presagiar el fin del mundo. El avance del islam hace que parte de la nobleza, clérigos y otras gentes busquen refugio en el norte de la península. Resguardados en la abrupta orografía poco a poco comienza a organizarse asentando las bases de lo que seria la primera monarquía asturiana.

Es en esa época cuando Liébana alcanza su mayor apogeo. Existían entonces numerosos centros cristianos en los que se desarrollan estudios teológicos que acogen las mejores bibliotecas que por entonces se podían reunir. De entre esos monasterios destaca San Martín de Turieno, sobre el que más tarde se levantaría Santo Toribio de Liebana, y de entre sus moradores La figura de Beato de Liebana sobresale sobre las demás.

De su vida poco sabemos, incluso si nació en Liébana, pero pasa por ser el Lebaniego más universal. Se consagro como una de las figuras mas destacadas del arte medieval europeo, además de una valiosa fuente de estudio de la evolución de la lengua castellana y fervoroso combatiente de la teoría del adopcionismo.

Beato es el autor de los "Comentarios al apocalipsis" Este tratado influyo decisivamente en la cultura milenarista y es el iniciador de la miniaturización mozárabe, de influencia decisiva en la imaginería del arte románico. Actualmente se conocen unas 30 copias repartidas por todo el mundo.